Comunidad Internacional de Poesía


El gen Patógeno. Capitulo 2º

Comparte
avatar
Alberto Sanchez
Iniciado

Masculino Valencia

El gen Patógeno. Capitulo 2º

Mensaje por Alberto Sanchez el Miér Sep 04, 2013 9:45 am

                                              Capitulo 2º
       La trasformación de la biosfera primaria consistiría en la implantación de microbios localizados desenvolviéndose bajo condiciones anaeróbicas en principio sin oxígeno o con muy poco.
       En un periodo corto el oxígeno tomaría niveles suficientes para producir un ambiente en el cual los animales y los futuros humanos podrían sobrevivir al aire libre.

       Después de algunos años…, comenzaron sembrando una vegetación arbustiva para fijar la tierra, luego pequeños campos de cultivo y zonas con distintas líquenes y hiervas de forraje para el ganado.
Las simientes de todo tipo fueron extraídas de la nave después de su proceso de descongelación  meticuloso.
En la comunicación entre los dos robot había una conversación reiterativa. Se preguntaban los  cyborg: ¿Que abría fallado en  los sistemas de congelación de los humanos, si el resto de las semillas y embriones estaban en perfecto estado?

        Pero su nivel deductivo solo se apoyaba en  los datos históricos trascurridos desde el día que llego la nave, el resto era un espacio en blanco.
       Pasaron algunos años…: la vegetación así como casi todos los huevos de ave, peces y crustáceos  trasportados habían sido incubados, ciertas bacterias, gusanos, arácnidos, Insectos y pequeños reptiles ya poblaban los bosques y campos  incipientes. Los mamíferos, herbívoros,  carnívoros incluidos algunos anfibios, fueron dándoles vida en las placentas artificiales correspondientes.

       Paulatinamente se fue poblando aquel planeta guiado por la mano de unos seres que quisieron construir un mundo a imagen y semejanza del suyo,  pero sus ojos nunca lo contemplarían. ¿Tendría importancia esa muerte antes de tiempo?, ¿sería quizás su intención la de disponer el lugar para otras generaciones? En esos momentos cabían múltiples posibilidades pero los pensamientos cibernéticos de aquellos robos no tenían la solución.

       Los diferentes contenedores que mantenían conservadas las  semillas embrionarias y demás sistemas de vida congelados, estaban llegando a su fin. Según el orden programado las cajas numeradas se fueron abriendo rigurosamente, seguían  una secuencia lógica para implantar la vida con mayor probabilidad de éxito. Las últimas contenedoras  estaban a la espera para su fecundación en el momento propicio.

       La computadora central  regulaba todos y cada uno de los movimientos dentro y fuera de la nave, cierto día,  la joven cyborg, fue requerido a la sala de enfermería.
       La ordenaron desnudarse  y que se  tumbara en la camilla. El cuerpo femenino de proporciones perfectas construido con materiales de gran sensibilidad, no desmerecía en nada a la turgencia y tersura de la piel humana.
        Minutos después penetro en la enfermería trasportando el contenedor 100.001 el cyborg masculino.  Lo conecto al ordenador médico y comenzó el proceso inverso de descongelación, después de unos minutos surgió del interior un cilindro que fue abierto por uno de los múltiples  brazos del robot de cirugía, extrajo del interior un óvulo fecundado, con precisión quirúrgica, introdujo en la vagina  de la cyborg el “cigoto”, sirviéndose de una cánula hasta depositarlo en las trompas de Falopio de la cyborg. El óvulo fecundado  fluiría hacia el útero donde comenzaría su crecimiento.

        La reproducción de sus órganos genitales había sido primorosamente preparada; comenzaron a fluir sustancias químicas, calcio, sodio, hidrogeno y citosol regulado por válvulas de gran sensibilidad, la sangre y el aire fluiría más tarde, hacia la placenta, cuando esta se desarrollase dentro del útero.
       Terminada la intervención  dejaron que el joven robot se vistiera.
Después, la dieron pautas de comportamiento y control. La reposición de las sustancias vitales para la vida del feto, serian introducidas por unas pequeñas incisiones en la parte interna de la muñeca.

       Pasaron los días y sistemáticamente era sometida a controles, se apreciaba en la joven cyborg una incipiente barriga, su comportamiento también cambio, una extraña expresión se dibujaba en su rostro, dulcificando su actitud.
        Había reducido su ritmo de trabajo para evitar problemas al feto, consciente de su tarea empezaba a forjarse dentro de su mente interactiva una serie de emociones desconocidas antes por ella; los cuidados al feto había aumentado,  al tiempo que florecía cierta sensibilidad maternal, sus gestos eran mucho más  delicados y sus movimientos más lentos.

       Dentro de la enfermería dio a luz el primer ser humano, en aquel mundo donde las leyes de la física habían conjugado  los parámetros necesarios para gestar vida.
        Durante las múltiples observaciones hechas por el robot, ciertas formas primarias de vida ya existían cuando llegaron ellos del exterior. No les concedieron importancia por su carácter benévolo e inocuo…
       La crianza del bebe fue primorosa, todos los procesos del desarrollo del niño estaban de alguna forma controlados por aquel ordenador central. La leche de alguna de las vacas nacidas años antes, proporcionaban al niño el alimento primordial, las verduras  y frutas  fueron sustituyendo progresivamente la ingesta de lácteos, los hidratos de carbono se habían recogido de pequeñas cosechas de trigo y arroz.

       De cuando en cuando ciertos trastornos intestinales provocados por los distintos minerales existentes en aquel planeta, penetraban en el estómago a través del agua y los alimentos, provocando en el niño diarreas frecuentes. Nada importante que la química del ordenador médico no pudiera solucionar. El organismo humano se fue adaptando paulatinamente y al irse haciendo el niño mayor, fueron desapareciendo.

       Justo a los tres meses del primer parto la cyborg fue fecundada por segunda vez con el contenedor 100.002,  una niña.
       Pasaron tres años sin fecundaciones, en este tiempo los dos pequeños se fueron destetando… Los partos se sucedieron ininterrumpidamente manteniendo el  mismo ritmo, hasta completar los doce embriones que habían sido seleccionados.
       Los óvulos fecundados pertenecían a las  familias que embarcaron en aquella nave.  Cuando el primero de los nacidos cumplió los diez y ocho años, nació la última de las niñas.

       La pequeña sociedad se fue desarrollando bajo el programa de aquella computadora…, a pesar del control férreo ejercido por los cyborg, como en toda sociedad humana se fueron entretejiendo vínculos y fricciones, puntos de vista diferentes, caracteres convergentes, personalidades discordantes, que creaban tensiones entre los jóvenes.

       Detrás de la educación ejercida por los cyborg, había unas normas de convivencia elementales que recordaban a las establecidas por las antiguas civilizaciones griegas, pero la base de la convivencia se fue desarrollando en principios filosóficos, esmeradamente clasificados.  Desde pequeños se les fue impregnando en estos principios además de los conocimientos básicos de matemáticas, geometría, y lengua, física, química, biología, y distintas materias elementales para la protección del medio ambiente.

        Según fueron naciendo y creciendo pasaron por distintos estamentos del conocimiento. Con  la misma intensidad se les preparo en las distintas disciplinas profesionales;  Mecánica, electricidad, textil, fontanería, albañilería etc.  Todo individuo en edad de trabajar debería de aportar con un diezmo de su tiempo, a trabajos para la comunidad.
La construcción de viviendas se desarrolló con el desmantelamiento progresivo de la nave que se había fabricado con la intencionalidad de ser aprovechada. Cañerías, paneles, cerramientos, inodoros reciclables, lavabos, duchas, y demás mobiliario.

       Las maquinas sofisticadas que se emplearon para la agricultura y el transporte, eran desmontadas y vueltas a montar con la intención de conocer todas y cada uno de los mecanismos que las animaban; de esa forma fueron asimilando los principios de la mecánica y la energía motriz. La electricidad se fue extrayendo de las pequeñas presas construidas en las angostas canales de las zonas montañosas. Placas solares y generadores electricos nacieron con la construcción de viviendas.

       Según los más mayores iban sintiendo las necesidades básicas de apareamiento, una vez establecida la pareja, ellos mismos construían su casa.
       Cada vez se hacían menos visibles los cyborg  pero se mantenía su ayuda de una forma más indirecta. Los problemas que surgían en la convivencia de los jóvenes quedaban al arbitrio de los cyborg.

        La computadora central serbia sobre todo de juez de paz, pero la intención que se desprendía de ella era la de conseguir una sociedad equilibrada y autosuficiente. Una de las normas inviolable era la prohibición de no acaparar bienes, todo lo existente debería ser distribuido según las necesidades de cada caso, la comunidad debía pensar como un todo, cuidando tanto la felicidad personal como  el bienestar material.

       En lo tocante a la especialización profesional tenía como base las tendencias naturales o condiciones inherentes de cada individuo, de donde se trataba de sacar el mejor provecho posible.
avatar
dwif
Usuario

Femenino

Re: El gen Patógeno. Capitulo 2º

Mensaje por dwif el Jue Sep 26, 2013 3:09 pm


...el inicio de una sociedad nueva, maravilloso, el final de éste capitulo me hizo recordar
aquella frase que resa así: todos para uno y uno para todos.
Si tan solo se pensara hoy asi, que distinta sería hoy la humanidad.


dwif
avatar
Zara Mei
Moderador

Femenino

Re: El gen Patógeno. Capitulo 2º

Mensaje por Zara Mei el Lun Oct 28, 2013 4:40 pm




Adán y Eva, los primeros padres cybogs de una nueva era de humanos...precioso relato.




Zara Mei



avatar
Dan Festry
Cronopio

Masculino

Re: El gen Patógeno. Capitulo 2º

Mensaje por Dan Festry el Sáb Ene 04, 2014 6:36 pm




Hasta aquí, disfruté mucho leyéndote.

Saludos
avatar
santa pecadora
Usuario

Femenino

Re: El gen Patógeno. Capitulo 2º

Mensaje por santa pecadora el Miér Nov 29, 2017 10:22 am

Una nueva civilización proveniente de una única madre, una teoría muy interesante en éste capítulo, te felicito amigo mio.
Como dije y ya sabes, siempre es un gran placer sonreir a tu lado, te seguiré en en el cap.3.
sofia, sp

Contenido patrocinado

Re: El gen Patógeno. Capitulo 2º

Mensaje por Contenido patrocinado


    Fecha y hora actual: Lun Dic 11, 2017 12:12 pm