.


EN TU PRESENCIA ERES, EN TU AUSENCIA ESTAS.

Manuel Meneses Jimenez
Manuel Meneses Jimenez

Masculino

EN TU PRESENCIA ERES, EN TU AUSENCIA ESTAS. Empty EN TU PRESENCIA ERES, EN TU AUSENCIA ESTAS.

Mensaje por Manuel Meneses Jimenez el Jue 3 Oct - 17:03


Siempre nos pasa lo mismo, nuestra relación es la que es: desnivelada. Lo digo así por llamarla de alguna manera y también para despistar un poco, ya sabes. El caso es que nunca logramos hablar en serio e incluso nunca logramos hablar de todo lo que siempre te digo que tenemos pendiente de decirnos; es más: creo que nunca hablamos porque siempre y en medio intervienen otros factores -casi siempre el mismo -, y ahí nos quedamos. Algún día puede que dejes de ser mi amiga (esto tu sabes que no es cierto y que también lo digo para despistar ), sin dejar de ser quien eres en mi vida: todo y más. Entonces haré lo que me dijiste esta tarde frente a frente: coger un papel y anotar para después decirte qué te quiero decir aunque lo más importante ya lo sabes.

Te escribo bajo los efectos de una tremenda borrachera de sueño, anoche no me dejaste dormir y hoy me descubrí buscándote con los ojos aún cerrados. Te escribí ese poema que me leíste en persona, pero antes te dije que no era un poema triste sino de una tristeza alegre, de esas tristezas que siempre se mencionan para que el final sea el que se desea. También te dije que cada vez menos me está gustando escribir públicamente (y mientras te decía esto entendí porqué te fuiste de aquí). También yo un día desapareceré y de aquí me llevaré el recuerdo de que fuiste tú la que me trajo a este lugar; a todo el mundo le pasa esto. A veces necesitamos de alguien débil pero aparentemente fuerte para echar abajo todas las paredes que se han levantado en nuestras cabezas, son paredes la mayoría de las veces insalvables pero mirándolas bien lo son porque las vemos delante de nosotros y no sabemos dejarlas de lado.

Te escribí “Cometas en el Cielo” porque tu aroma corporal me embriaga tanto y más y antes de que te vayas otra vez quería que volvieras a leer en mi presencia lo que quizás no percibas en la distancia. Volver a sentir tu presencia física y recorrer con mis dedos por sobre la textura de tu cuerpo fue recibir por vibraciones directas y en vivo el frío y a la vez el calor que tu cuerpo despedías, fue sentir esa magia que sale del escondrijo que necesitamos para encontrarnos de vez en cuando, o de cuando en vez. En ocasiones como en estos días de tan cercana presencia el uno del otro somos otros, somos extraños que hacemos del otro que haga lo que queremos, nos dejamos hacer y a la vez hacemos: es llenarnos de cada cual para ese tiempo de ausencia que volverá de nuevo a ser lo normal dentro de esta anormalidad impuesta: somos y nos convertimos en otros dentro de un “nosotros” que estamos en un mundo que queremos y soñamos cambiar sin darnos cuenta quizás (pero sí) que el único mundo que tenemos que cambiar es el nuestro propio, el que está en nosotros mismos ya que el otro – el universo -, (donde estamos todos) es demasiado grande y apenas somos nada. Nada.

Esa comida para los dos que te prometí será un pasito más en el el deseo y en el sueño de ir cumpliendo todo lo que sé que se dará. Te pregunté si creías en los sueños y tu respuesta se escapó y no la pude atrapar, alguna noche de estas cuando ya no estés saldré a buscarla y quizás la encuentre entre calles y esquinas donde siempre creo encontrarte cuando te vas calle abajo dejando entrever ésa tu silueta de mujer elegante camuflada debajo de unos jean azules y rotos en las rodillas.

Tuve tres meses de vacaciones  y acabé cansado de descansar; no tuve ni un día para escribir de lo que sabes que escribiré para ti: entre buscarte, hallarte, tenerte, sentirte y disfrutar de ti se escaparon los días y las madrugadas por eso que ahora que has vuelto y te he tenido en cuerpo y alma no he hecho otra cosa que pensar en ti: mirarte, observarte, tocarte, sentirte, olerte, tenerte, penetrarte y quizás ya enloquecido hasta nos hemos preñado el alma. Pronto te irás, te echaré de menos sin siquiera saber cómo lo haré.

Ya te lo dije esta tarde: haz en mi ausencia real y física de ti todo eso que te dije que hicieras: vive y muere al menos en el intento. Hazlo. Yo no sé si serás capaz de hacer eso  que esta tarde y bajo los efectos de uno de tus orgasmo me dijiste que no harías, que no lo ibas a hacer; solo te pido una cosa: mira al Oeste en ese momento en que yo lo haré al Este y en medio de la mirada sobre el  Atlántico allí nos encontraremos. Te amo.

Manuel, África
avatar
mariafe

Femenino

EN TU PRESENCIA ERES, EN TU AUSENCIA ESTAS. Empty Re: EN TU PRESENCIA ERES, EN TU AUSENCIA ESTAS.

Mensaje por mariafe el Jue 3 Oct - 19:19



El amores de dos....un placer atisbar.EN TU PRESENCIA ERES, EN TU AUSENCIA ESTAS. 4075153775 

Bien por ambos.EN TU PRESENCIA ERES, EN TU AUSENCIA ESTAS. 2164925304 

mariafe



EN TU PRESENCIA ERES, EN TU AUSENCIA ESTAS. 3mf12
ramiro
ramiro

Masculino en el foro.

EN TU PRESENCIA ERES, EN TU AUSENCIA ESTAS. Empty Re: EN TU PRESENCIA ERES, EN TU AUSENCIA ESTAS.

Mensaje por ramiro el Jue 10 Oct - 20:53



Que seríamos si no dejáramos hablar al corazón???




Mi saludo en la distancia.



EN TU PRESENCIA ERES, EN TU AUSENCIA ESTAS. Th_2

Contenido patrocinado

EN TU PRESENCIA ERES, EN TU AUSENCIA ESTAS. Empty Re: EN TU PRESENCIA ERES, EN TU AUSENCIA ESTAS.

Mensaje por Contenido patrocinado


    Fecha y hora actual: Vie 20 Sep - 14:11